Helado de leche merengada

La leche merengada es una bebida dulce (tipo batido) que puede servirse semicongelada o como helado, tiene mucha aceptación en las tardes calurosas de verano, en ocasiones se mezcla con granizado de café y entonces la llamamos un blanco y negro o un nacional aunque este nobre es mas apropiado cuando se añade un helado de nata o vainilla.

Ingredientes:

  • 250 ML DE LECHE ENTERA
  • 259 ML DE NATA PARA MONTAR
  • 150 G DE AZÚCAR
  • 1 PALO DE CANELA
  • LA PIEL DE UN LIMÓN
  • 1 CLARA DE HUEVO

Preparación:

1- En un cazo, poner a hervir la leche, la nata, el palo de canela y el azúcar, dejar hervir durante 10 minutos, retirar del fuego y añadir la piel de limón, reservar hasta que enfríe, pasar por un colador y reservar en el frigorífico hasta que esté muy fría.

2- Batir la clara a punto de nieve y mezclar con la leche con suavidad, verter en la heladera y dejar que se congele. Reservar en el congelador en un recipiente con tapa o tapar con papel film hasta el momento de consumirlo.

3- Si no se dispone de heladera, una vez hecha la mezcla, se pone en el congelador y se bate con varillas cada 30 minutos para romper la cristalización y meter aire en la leche.

4- Servir en cucurucho o en copa y acompañar con salsa de caramelo con canela.

-Para cuatro personas

-Postre

-Temporada en España: primavera - verano

-Tipo de alimento principal: lacteo

-Modo de preparación: helado

-Tiempo de preparación, medio

-Dificultad baja

-Precio bajo

-Apropiada para tardes calurosas

-Tipo de cocina: española tradicional

-Valor calórico medio